martes, 19 de febrero de 2013

  • Para un niño en edad preescolar y primera etapa, aprender las formas geométricas, constituye el paso previo al aprendizaje de geometría y el razonamiento espacial. Los estudiantes que incorporen las formas tempranamente, probablemente aprendan de manera más fácil en el futuro, por tener una base de aprendizaje geométrico. Enseñar a los niños triángulos y círculos se incluye en el aprendizaje de todas las formas, pero si los planes de estudio se centran en triángulos y círculos, hay algunos consejos que pueden ayudar al proceso de aprendizaje:
  • Mostrar fotos a los menores de círculos y triángulos. Use círculos y triángulos de plástico de tres dimensiones para que los niños tengan objetos para sostener. Hable de lo que hace a un círculo, como por ejemplo, su forma redonda o lo que hace a un triángulo, como los tres lados y tres vértices. Permita que los niños jueguen con las formas plásticas y utilícelas en combinación con bloques de juguete u otros juguetes de educación
  • Lea un libro de formas después de revisar las formas tridimensionales y bidimensionales. Mientras lea el libro, trace el círculo con el dedo y señale las líneas en el triángulo. Muestre fotos a los menores de los objetos que son naturalmente círculos y triángulos, como la luna, una rebanada de pizza o un sombrero puntiagudo.
  • Lleve a los niños en una aventura para encontrar formas. Realice una marcha por la habitación o edificio para encontrar las formas. Señale los círculos y los triángulos que se encuentran en el aula. Anime a los niños a hacer lo mismo y comience a redactar una lista de sus hallazgos. Cuando los niños hayan terminado de explorar, discuta las listas o revise los objetos entre todos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada